En algunos casos puedo obtener comisiones. Saber más

Plancha o centro de planchado: ¿Cuál elegir?

Cuando se trata de lucir lo mejor posible, hay pocas cosas tan importantes como llevar la ropa perfectamente planchada. Por eso, cuando llega el momento de ponerte a planchar, debes asegurarte que utilizas la herramienta apropiada, y aquí es donde empiezan las dudas, ¿Plancha de vapor o centro de planchado?

Aunque ambos cumplen con el mismo cometido, hay diferencias significativas entre ellos, y decidirse por uno u otro no siempre es fácil.

Factores como el volumen de ropa que vayas a planchar o lo que te quieras gastar son algunos de los que se deben tener en cuenta antes de tomar la decisión, pero no son los únicos.

En este artículo te voy a dar las claves para que conozcas las diferencias entre ambos, descubras en que casos te interesa comprar uno u otro y las distintas gamas y precios que puedes encontrar en el mercado.

¿Qué es mejor, una plancha de vapor o un centro de planchado?

Como suele pasar con este tipo de preguntas, no tiene una respuesta definitiva y dependiendo de las necesidades concretas de cada caso, interesará más decantarse por uno de ellos.

Hay opiniones para todos los gustos y en función de a quien le preguntes tendrá preferencia por alguno de ellos.

Así que, para que todo quede bien clarito desde el principio, vamos a empezar por definir qué es cada uno de ellos:

¿Qué es un plancha de vapor?

Es un pequeño electrodoméstico para el hogar que utiliza vapor para eliminar las arrugas y desinfectar la ropa.

Los avances en la tecnología del planchado han hecho que las planchas de vapor modernas no tengan nada que ver con las de antes. Ahora son potentes, ligeras y fáciles de manejar, y gracias a esto, consiguen que la tarea de planchar sea menos pesada y se pueda hacer en menos tiempo.

Disponen de un pequeño depósito para el agua, y el vapor se produce por el contacto del agua con la suela a alta temperatura.

¿Qué es un centro de planchado?

Básicamente es una plancha convencional unida por un tubo a un calderín, que tiene un tanque en el que se deposita y se calienta el agua, que se va mandando por el tubo a la plancha en forma de vapor a demanda del usuario.

La principal ventaja de los centros de planchado respecto a las planchas es que los centros consiguen mucha más potencia de vapor, por eso quitan las arrugas más rápido y con menos esfuerzo. Además, como tienen depósitos de agua de gran capacidad, se puede planchar más ropa de un tirón sin tener que parar a rellenar constantemente el tanque como pasa con las planchas.

Su mayor pero seguramente sea el tamaño. Las personas que viven en un piso pequeño muchas veces descartan directamente comprar un centro de planchado porque los ven un armatoste, piensan que les va a robar demasiado espacio. Pero no todos son grandes, y si quieres disfrutar de su potencia y prestaciones, se pueden encontrar centros de planchado compactos, que en algunos casos ocupan poco más que una plancha.

Ahora que ya tienes claras las características y prestaciones de cada uno, el siguiente paso para tomar la decisión de compra acertada, es hacerte las siguientes preguntas:

¿Cuánta ropa voy a planchar a la semana?

Está claro que no tienen las mismas necesidades una pareja sin hijos, que otra que tiene dos o tres enanos en casa.

Si tus coladas son grandes, y no te quieres pasar horas planchando, un centro de planchado es la mejor opción, porque plancharás más ropa en menos tiempo.

Con una plancha tardarás más y los resultados, si has elegido un buen centro de planchado, no serán tan buenos.

¿Cuánto dinero me quiero gastar?

La pasta… El presupuesto es otra de las cuestiones importantes a la hora de decidirse.

En caso de que necesites una plancha, tienes las siguientes opciones:

*Has clic en la pestaña correspondiente para saber que te ofrecen y qué precio rondan.

Puedes encontrar modelos básicos de marcas de referencia desde unos 30-35€. Ofrecen acabados correctos a buen precio. Si te interesan en este artículo hago un repaso de las mejores de este año.

Si por trabajo o por estilo utilizas habitualmente un outfit con camisa, traje o vestidos de tejidos delicados, mi recomendación es que te compres una plancha de al menos de gama media. A partir de 60€ tienes opciones interesantes como las que propongo en este post, con los que conseguirás buenos acabados en ese tipo de prendas.

Las planchas de gama alta compiten en prestaciones y precio con los centros de planchado de gama media. Me parece una alternativa a tener en cuenta si buscas buenos resultados pero tu piso es pequeño y tus coladas no son grandes. Aquí repaso las planchas más interesantes en la gama alta.

Si te decantas por un centro de planchado, estos son los precios y prestaciones que te vas a encontrar:

Los centros de planchado económicos son un buena opción para los que necesitan planchar bastante ropa pero no pueden o no quieren gastar mucho dinero. Algunos centros Polti, una marca muy popular, pueden costar menos de 70€. Siguiendo este enlace te llevará a un artículo en el que analizo centros de planchado buenos y baratos.

En esta gama hay un amplio abanico de centros de planchado. Su gran potencia de vapor, hace posible que todo tipo de prendas se planchen en pocas pasadas. Están disponibles a partir de unos 100€ y en esta comparativa analizo los más valorados de las marcas más prestigiosas.

Son centros de planchado con altas prestaciones con los que se pueden conseguir acabados de tintorería en casa. Suelen incluir sistemas como el ajuste automático de temperatura que ayudan a que la tarea de planchar sea más cómoda, fácil y llevadera.

¿Qué resultados quiero conseguir?


En este punto el tema está bastante claro:

Gracias a su enorme potencia de vapor, los centros de planchado hacen desaparecer las arrugas en pocas pasadas, y es el que te deberías comprar si quieres dejar la ropa como si la hubieras llevado a la tintorería.

Con una plancha también puedes dejar la ropa muy bien, de eso no hay duda, sobre todo en tejidos que no sean gruesos o delicados, pero siempre vas a necesitar dar más pasadas que con un centro para que desaparezcan todas las arrugas, y eso te supondrá más tiempo planchando.

Además, con tejidos complicados de planchar como la seda o el lino, en algunos casos la potencia de una plancha se queda justa a la hora de quitar las arrugas más persistentes, sin embargo, ese problema no lo tendrás si te decantas por un centro de planchado con una calidad decente.

Y que sería mejor: ¿Una plancha cara o un centro de planchado de barato?

Aquí suelen aparecer dudas porque ambos tienen un precio muy similar. Al final, teniendo claros los puntos anteriores, no deja de ser cuestión de preferencia personal.

Pero para que lo veas más claro, a continuación te muestro las principales ventajas e inconvenientes que tendrías con uno y con otro.

Planchas de gama alta:

A favor:
  • Son fáciles de guardar y transportar.
  • Calientan rápido el agua.
  • Suelen ser más económicas que un centro de planchado.
En contra:
  • Suelen pesar con su depósito lleno.
  • Debe llenarse el depósito constantemente.

Centros de planchado de gama baja:

A favor:
  • Puedes planchar más ropa sin rellenar el depósito.
  • Al tener el tanque aparte, la plancha suele ser más ligera.
  • Planchado algo más rápido.
En contra:
  • Tardan más en calentar el agua.
  • Su precio suele ser más elevado.
  • Ocupan más espacio.

Como has podido ver, no es cuestión de cual es mejor, más bien se trata de comprar el que mejor encaje lo que necesites y con los resultados que estés buscando, porque como he explicado a lo largo del artículo, los acabados varían entre uno y otro.

Espero que la información que te he facilitado en este post te haya servido como guía y ya tengas claro el electrodoméstico de planchado que necesitas y tengas claro por cual decidirte.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 3 Promedio: 5)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba